En un trabajo recientemente publicado en el Journal of Petrology investigadores asociados de nuestro instituto dieron a conocer las características isotópicas de basaltos de la Puna Austral. Estos basaltos que se ubican en el borde oriental del Salar de Antofalla en la provincia de Catamarca presentan una evolución multiepisódica que permite reconstruir sus procesos de formación a partir del manto y los subsecuentes períodos de asimilación, tanto en la corteza inferior como superior.

 

Estos basaltos se ubican en forma periférica a la caldera del Cerro Galán donde se ha interpretado la delaminación de un importante bloque litosférico en tiempos recientes (véanse las Novedades del 20 de Diciembre de 2013). Los estudios de tomografía telesísmica permitieron ver la relación entre estos basaltos y la caldera del cerro Galán.

 

Ubicación de los basaltos analizados.

Los estudios isotópicos realizados muestran una relación directa entre los valores de las relaciones  143Nd/144Nd y 87Sr/86Sr y el porcentaje de sílice de las diferentes asociaciones petrográficas de esta región de la Puna Austral. Como se puede observar los basaltos de edad cretácica son los más primitivos.  Las otras asociaciones correspondientes a los basaltos del Cenozoico superior de la Puna Austral, las andesitas de la zona volcánica central y las ignimbritas silíceas guardan esta relación, siendo más evolucionados a mayor porcentaje de sílice.

 

Características isotópicas y su relación con el contenido de sílice.

Los análisis isotópicos de estas rocas máficas, tanto de los sistemas de Nd-Sr como el de Pb-Pb indican junto con los datos geoquímicos y petrográficos, una importante asimilación cortical de los magmas mantélicos que originaron los basaltos cenozoicos de la Puna Austral.

 

Evidencias de fundidos en vidrios devitrificados.

Esta asimilación se ha dado en dos etapas. Una inicial mediante fusión de la corteza inferior como lo indica una mineralogía de alta presión, que contrasta con otro pulso de contaminación cortical posterior. Este último pulso se ha originado en la corteza media  a superior como lo denota el fraccionamiento de sus tierras raras y sus inclusiones fluídas.

El estudio concluye que estos basaltos requirieron una asimilación de la corteza del orden de 15 a 25% en peso para obtener sus características presentes. Para mayores detalles se remite al lector al siguiente trabajo.

 

Risse, A., Trumbull, R. B., Kay, S. M., Coira, B. y Romer, R. L. 2013. Multi-stage Evolution of Late Neogene mantle-derived magmas from the Central Andes Back-arc in the Southern Puna Plateau of Argentina. Journal of Petrology 1-33, doi:10.1093/petrology/egt038.

 

Journal webpage: http://petrology.oxfordjournals.org/